jueves, 16 de julio de 2015

El máster también juega

Hace unas semanas quedé con un buen amigo mío en uno de esos días en los que gasto los "frikipuntos" que acumulo yendo a la compra o limpiando la casa cuando mi mujer sale tarde del trabajo. En aquel día llevé la caja de inicio de Al filo del Imperio para hacer un poco de hype de cara a otro día (en aquella ocasión tocaba Heldritch Horror).

Enseñé la caja de inicio y tuvo buena acogida. Llegado un momento, mi amigo me preguntó "A esto, ¿pueden jugar cinco?" Es una pregunta lícita. Muchos de los juegos que están más en boga hoy en día se estancan en cuatro jugadores, como el excelente Señor de los anillos LCG, o se vuelven un poco caóticos por encima de ese número, como el juego de cartas de Juego de Tronos. Curiosamente, ambos juegos los descubrí en sendas sesiones de gasto de frikipuntos, así que la pregunta estaba más que justificada.


Mi respuesta a la pregunta de mi amigo fue rotunda. "Claro. Uno dirige y cuatro hacen de PJ". ¿Mi respuesta era acertada? Ciertamente uno puede preguntarse si lo que hace el Director de Juego, el máster, el maestro del saber, o como quiera que lo llamemos, es jugar. Para empezar, el máster no usa PJ. Ese puede ser un buen apunte. "Los Personajes Jugadores que son los llevan los jugadores". Por lo tanto, "el máster no juega". Es un argumento que podría ser válido, sin duda, pero creo que hay muchos más a favor de la idea de que el máster, efectivamente, también juega.

El máster es el que conoce (o debiera) el sistema de juego. Una de las cosas más sencillas que veo en los juegos de rol es dejarse llevar por un buen máster. Lo vemos en muchas ocasiones en muchas partidas y mesas, e incluso en el grupo de Rol por Hangout que ha creado la comunidad rolera de Google +: "no hace falta conocer el sistema". Y es que conocer el sistema es una de las funciones del máster y, ciertamente, supone la gran carga de la partida. Y si es el máster conoce la llave con la que los demás juegan, ¿no está también jugando con ello?


No usa PJ pero controla infinidad de PNJ. Vale, el máster no controla PJ, pero sí controla un montón de PNJ, con sus distintas motivaciones, sus intereses ocultos (o no), con todo lo que ello supone. ¿Eso es complejo? Sin duda ¿Eso implica que está jugando? No veo por qué no. 

El máster realiza más tiradas de dados que los jugadores. Por lo general, el máster se harta de lanzar dados. Recuerdo en mis comienzos como jugador de MERP que en una sesión de juego podía lanzar del orden de cuatro o cinco veces los dados (algo más si la fortuna no nos era favorable y había que seguir atizándose con los orcos). También recuerdo pensar que entre tirada y tirada había un abismo de tiempo. Era un poco comparable a los turnos del Risk cuando te tocaba ser el último. Pensabas "Bueno, me da tiempo a irme a dormir y no podré avanzar nada. Con suerte sigo vivo cuando acabe la primera ronda." Cuando empecé a jugar de máster supe lo que de verdad era tirar dados a saco. Os preguntaréis a cuento de qué pongo énfasis en la tirada de dados. Bueno, estoy acostumbrado a juegos más mecánicos que narrativos, por lo que trasladar el sistema a la mesa se resume en gran medida en tirar dados. De ahí que recalque la importancia de esto.


El máster interpreta más que los jugadores.  Lo reconozco. Tirar dados no debe caracterizar un juego de rol. Lo que lo diferencia de un war game (y en general de cualquier otro juego) es la interpretación. Y en esto se lleva la palma el máster. Vaya por delante que no pongo mucho énfasis en la interpretación cuando juego, pero ¿os habéis percatado de la cantidad de personalidades que debe interpretar un máster? Es como si fuese un activo de Dollhouse (ha vuelto a pasar. Vuelvo a meter una referencia de Joss Whedon sin venir a cuento).


Porque inventa la historia. La construcción de la historia ya es un reto en sí misma, y se convierte en un juego cuando el máster debe modificarla sobre la marcha. Aunque un juego de rol no debe ser del tipo "el máster contra los jugadores" sí he notado mientras dirigía alguna partida ese afán competitivo resumido en "O sea, que me vais a reventar la historia haciendo esto. Muy bien. ¡Juguemos!"

Y algún ejemplo. La caja de inició de Al filo del Imperio, la que inició la entrada, viene bien para acabarla. Sí os fijáis, en ella se indica que es para 3-5 jugadores. Teniendo en cuenta que hay 4 PJ pregenerados en la caja, el quinto jugador debe ser el máster, digo yo.


En fin. Aquella pregunta estaba bien formulada. Pero creo que respondí bien. Para mí, el máster juega, y lo hace mucho, casi de modo proporcional al marronazo que implica dirigir el cotarro, pero merece la pena.